La biblioteca fantasma

Los sábados, cine: "Aelita", de Yakov Protazanov (1924)

Aelita (1924)
Director: Yakov Protazanov.
Guión: Aleksei Fajko y Fiodor Otsep, basados en la novela Aelita. Reina de Marte de Alexei Tolstoi.
Fotografía: Emil Schünemann y Yuri Zhelyabuzhski.
Dirección artística: Sergei Kozlovski y V. Simonov.
Vestuario: Alexandra Exter.
Intérpretes: Yuliya Solntseva (Aelita), Nikolai Tsereteli (Losi/Spiridonov), Nikolai Batalov (Gusev), Konstantin Eggert (Tuskub, rey de Marte), Yuri Zabadski (Gor), Valentina Kuindzhi (Natalia), Igor Ilinski (Kravtsov), Aleksandra Peregonets (Ihoshka, doncella de Aelita), Pavel Pol (Ehrlich), Vera Orlova (Masha, novia de Gusev).

En 1922, poco después de rodar en París Le sens de la mort, Yakov Protazanov regresó a Moscú para hacerse cargo de la adaptación cinematográfica de Aelita, una de las primeras novelas de ciencia ficción soviética.

El proyecto, sin embargo, le daría no pocos dolores de cabeza. Habituado a las convenciones del melodrama, no sabía qué tono dar a una extravagante historia de celos, pasiones desatadas… y revoluciones en Marte. Las escenas se sucedían sin solución de continuidad, a cuál más desaforada y absurda. Pero se negaba a tirar la toalla. Ante la desesperación de los productores, que esperaban resultados y no borradores, recabó la ayuda del dramaturgo Aleksei Faiko para redactar la versión definitiva.

Protazanov sabía que la única solución era llevar la historia hasta sus últimas consecuencias, no desde un punto de vista argumental, sino estético. Durante su estancia parisina había trabado una cierta amistad con Jean Clair, quien lo introdujo en los cenáculos vanguardistas. Recordaba la honda impresión que le habían causado las pinturas maquinistas de Picabia. Estaba decidido: si Aelita aspiraba a convertirse en un hito de la nueva literatura, su película abriría una nueva etapa en la cinematografía soviética.

  1. el rufián melancólico

    Gracias Gongren. Una propuesta excelente. Me ha resuelto la noche sabatina. Ya le contaré mis impresiones del film.

Los comentarios están cerrados.