La biblioteca fantasma

  1. GOTIGOTI

    Es una frase de Google. La demonstración de que es mentira:no lo ha dicho Gongren sino Gotigoti. Brameneur:juez. Gracias Rufián por la recomendación del libro de Mainer.

  2. Bremaneur

    Discúlpeme, Gotigoti, fue un ramalazo misógino de pacotilla.Lo de Google viene porque antes de ponerme a traducir la frase la busqué en Google y vi que era de Goethe. Con mi comentario quería decir que yo no era tan culto como para haber averiguado su origen. Nada más que eso.

  3. Bremaneur

    Bueno, ¿y qué me dicen del regalazo del Rufián? Reconozco que a mí me ha dado la puntilla. Unas piernas dignas del peristilo de la morada de los dioses. Y ese pecho delincuente que nos roba su endrina… Maldita canalla.***Sacan ustedes lo peor de mí. Se van a encontrar en Barcelona -y en Madrid- y siento una envidia que me transforma en rata cochina. No me sabía esclavo de este pecado capital.

  4. Bremaneur

    Lástima de atrezzo folclórico. La montera le da un leve viraje a lo Micky Mouse. Aunque claro, para un pervertido como yo eso no deja de tener su atractivo…

  5. el rufián

    la danza del matador… matadora sería en este caso. Una nueva vuelta de tuerca a lo que sugería de ella Cabrera Infante, la mantis religiosa, la perversa, la ecuación imposible de fuego y hielo…. Aunque aquí luzca la mejor de su sonrisa, lo hace para seguir atormentando en nuestros pechos cristianos los instintos más bajos y pagános. Seamos firmes amigos, adorarla y caer en su embrujo es como se puede ver una condena segura a servir para siempre de adorno decapitado y con cuernos.Aquí querría ver yo a Goethe.

  6. GOTIGOTI

    Discúlpeme usted a mí Brameneur, lo malentendí. Ah, esas piernas kilométricas para subir lentamente cual caracol babeante. Goethe le daría el papel estelar en la noche de Walpurgis.

  7. Bremaneur

    Joder, Rufián. Estoy por esculpir su último comentario en mármol, sacarle una foto y ponerlo como epitafio de este blog. Me rindo a sus pies, soy vasallo de su prosa y su sabiduría.

  8. el rufián

    Yo no se que harán ustedes pero yo voy a hablar con un pintor que conozco, mayormente especializado en ruinas y desastres, para que me haga un retrato de Conchita. Y nada de formato pequeño o miniatura. Yo lo quiero exactamente a tamaño natural, la misma medida, las mismas divinas proporciones. Creo que lo colgaré en mi dormitirio, frente a mi cama, iluminado por un pequeño foco. Les juro que todas las noches, humillado y de rodillas, musitaré mi plegaria dolorosa.

  9. Gongren

    Estimado Rufián, ya puestos, ¿podría pedirle un presupuesto para un cuadro de diminutas dimensiones –aunque no tanto como para llevarlo en el bosillo de la camisa–? Algo así como aquellos retratos que se hacían en el siglo XVI para que los reyes pudieran escoger a sus futuras esposas.

  10. el rufián melancólico

    Así lo haré Gongren. Es posible que muy pronto me reúna con él. Debo conseguir primero que se familiarice con la fisonomía de Conchita, que se la aprenda de memoria y la grabe en su cerebro. Para ello deberá estudiarla desde todos los angulos y valorar, medir y analizar, cuidadosamente cada detalle de su rostro, hasta el más mínimo, pues es aquí donde reside ese pathos que tanto nos atormenta.Le conozco bien al pintor y se que pondrá mil pegas. No solo me pedirá todo tipo de fotografías, no tengo muchas, sino que además exigirá ver sus películas y luego se empeñará en congelar algunos fotogramas. Será caprichoso.Habrá que tener un poco de paciencia Gongren, aunque no albergo duda alguna que cuando contemple el objeto de nuestro culto caerá igual que nosotros rendido a sus pies. Pintar a Conchita Montenegro se convertirá entonces en una obsesión para él y eso nos ayudará. De por seguro que tendrá su cuadro.

  11. el rufián melancólico

    A la manera de Vallejo debería decir: “Hoy me gusta la vida mucho menos…”Aún sin contraseña fuí puntual. Estuve en el Rastro a las diez y media apostado en la esquina de las Maldonadas y la Ribera de Curtidores. Nada.Visité todos los bares de Cascorro por aquello del cafe y el pincho. Nada. Luego pensé en encontrarla en los libreros de la calle del Carnero y aledaños. Más de lo mismo. Corrido en mi fracaso me dejé caer por el Campillo del Mundo Nuevo donde compré tres libros astrosos, un par de postales marinas y un viejo ejemplar del diario Ahora.Triste botín para tan señalado día.

  12. Gongren

    Estimado Rufián, ánimo. Piense que Aquitania es una dama tan inaccesible como la simpar Conchita y, además, de carne y hueso. Persevere. Por otra parte, un par de libreros acaban de confirmarme el envío de dos títulos de Drieu: <>Le jeune européen: Géneve ou Moscou (El joven europeo: Ginebra o Moscú)<> y <>La suite dans les idées (Más allá de las ideas).*<> En cuanto los reciba les explico algo más. Por lo poco que sé de Drieu, me fascina. Se me antoja una especie de “reverso tenebroso” de Camus, aunque no me lo tengan a cuenta.*La traducción está un poco cogida por los pelos.

  13. Pedro Rojas

    Perdonen mi ausencia. Sé que no soy digno de tan señalada página, pero aun así, culpable como me siento, os saludo. A bremaneur decidle, con el gran cariño que le tengo, que también yo compro películas de super 8, a ser posibles familiares, trozos de recuerdos de vidas ajenas que me encuentro en mi camino, y que compro para que el olvido no pueda con ellas. Aquí en Les Encantes me dijeron que había muchas, pero no he visto más que un par por el que me pedían treinta euros y luego veinticinco. Me entusiasma comprobar que no sólo nos unen los libros, Brema. Y por supuesto que me apunto gustoso y raudo a la cita lúdico-festiva de Gongren y el Rufián en la ciudad de Barcelona. Y al Rufián decirle que ya sospechaba que acabaría hablando con su amigo pintor (lo cual me duele, porque saber que existe un cuaro de Conchita y que no seré yo el poseedor me hace plantarme demasiados dilemas) sobre unas pinceladas con sabor a bambalinas.

  14. Pedro Rojas

    Sobre Conchita espero tener novedades muy pronto. Hay una serie de libros que se llama “Los comicos” cuyo segundo volumen está dedicado a “Los que se fueron a Hollywood” donde espero encontrar datos jugosos sobre nuestra mujer, y sobre Rosita Díaz-Gimeno, otra estrella hollywodiense de nuestro cine republicano, con muchas semejanzas con Conchita, y a quien la Guerra Civil estuvo a punto de costrale la vida por amancebarse con el hijo del Doctor Negrín. En breve pretendo mandarles una semblanza de Rosita.

  15. Rufián

    Le envidio los libros Gongren. Ayer noche volví a ver Rojo y Negro. El hecho de que Luisa,(Conchita Montenegro)encarne en la película a la “quinta columna militante”, es por parte del guionista un preciso detalle de realismo. Yo creo que un homenaje.Quién mejor ha estudiado la actividad de resistencia en el Madrid de la revolución es el historiador Javier Cervera. Su libro “Madrid en guerra. La Ciudad Clandestina” es lo mejor que hay para conocer a fondo que fue verdaderamente aquello.El título de uno de sus capítulos es elocuente: Las Primeras, las mujeres.“La verdadera organización de “Auxilio Azul” se configuró, principalmente, tras el asesinato de su impulsora, María Paz Martinez Unciti. En ese momento su hermana Carina, que no era falangista, y ni siquiera hasta entonces se había inmiscuido en las actividades de Masía Paz, decidió colocarse al frente de esta red clandestina de mujeres. Carina se concienció de la necesidad de perfeccionar el fincionamiento del “Auxilio Azul” porque aunque Falange estaba proscrita desde marzo y actuaba ya desde entonces en la clandestinidad, hasta el 18 de julio la situación no era de guerra, con lo que el riesgo de perder la vida era menor. Cuando en Madrid fracasó la rebelión se hizo necesario conseguir la máxima seguridad en la actividad clandestina porque el peligro era muy elevado”.La historia de las hermanas Martínez Unceti está al fondo del personaje de Conchita Montenegro. Quien escribió el guión lo sabía y los espectadores que asistieron a su estreno en el cine Capitol también.Aquel estreno, aquella Gran Vía del 42, aquel Capitol en cuya torre había vivído Koltsov en noviembre del 36.Aquel estreno debe estar fotografiado en los periódicos y revistas de cine de la época y sería facil hacerse con los positivos en el AGA y toda la publicidad,fotocromos, cartel.. Habría que hacer un documental de las Hermanas Montenegro.

  16. Pedro Rojas

    Y por último, contar que hoy en Les Encants me he comprado un libro muy querido -e incluso comentado-por ustedes, “Hombres made in Moscu”. El precio me lo guardo porque no quiero que me tachen de advenedizo ni que envidien mi suerte. Sólo añadir que le hincaré el diente desde mañana mismo. Había muchos libros de ambiente guerracivilesco, entre ellos muchos de Ignacio Agustí. No me he comprado ninguno porque a Agustí siempre lo tuve por un coñazo, pero si ustedes me dicen lo contrario, correré a comprarme la serie “El árbol de ceniza” que la he visto muy muy barata. Por cierto… creo que las fotografías del tal Nuño nos interesan a todos, por lo que ruego a quien se dé por aludido que retome ese contacto ipso facto. Un placer departir con ustedes.

  17. Pedro Rojas

    Le tomo la palabra Rufián. Hay que hacer un documental sobre las Hermanas (ya sabe que usted y yo hemos hablado muchas veces de escribir, investigar y crear algo sobre ellas). Sobre Conchita hay muchas imágenes (incluso en internet. Sólo hay que meterse en google y buscar “Conchita Montenegro” en ‘imágenes’ en vez de en ‘la web’). Y Juanita estoy seguro de que esconde una novela que deberiamos escribir. Yo, personalmente, me subo al carro de su idea. Por cierto… se han enterado ustedes del hallazgo de las fotografías inéditas de Capa, Taro y Chim? Los amantes de la arqueología estamos de enhorabuena

  18. Rufián

    Don Pedro, su cuadro al igual que el de Bremaneur esta ya encargado. Dice el pintor que seguramente se exhiban junto a un documental. Usted ya sabe que ahora a los pintores les da por hacer películas, como si no tuvieran bastante con los pinceles. Dice también que la película de las Montenegro la va a dirigir con uno que ha hecho una película llamada los Delfines. Ya les daré el parte.

  19. Gongren

    Don Pedro, tendré mucho gusto en conocerlo. ¡No saben la ilusión que me hace la idea de compartir mesa y mantel con ustedes!

  20. GOTIGOTI

    Con su permiso me gustaría reproducir aquí unas líneas del excelente libro de Alastair Hamilton “La Ilusión del Fascísmo” (Caralt). Dice Hamilton: ” Drieu encontraba muy excitante el ambiente curiosamente irreal del París ocupado. Toda la ciudad palpitaba con un sentido de destrucción semejante al sentimiento de autodestrucción del propio Drieu. El mundo elegante de los años veinte y treinta ,el ambiente artificial sobre el cual los débiles personajes de las obras de ficción de Drieu habian patinado ligeramente, deseosos pero incapaces de confiar ,sin embargo,en sus botas, habia llegado a su fín y todo lo que quedaba era un vacio turbador, rodeado,por no decir permeabilizado,por el terror inminente, el crimen ,la tortura,el genocidio. En ese vacuum demasiado horrible en su realidad para ser entendido o sentido,Drieu estaba preparado para el suceso hacia el que toda su vida y toda su carrera parecía encaminada; su suicidio.” Continua Hamilton: ” tanto Brasillach como Drieu rehusaron el ofrecimiento que les hicieron los alemanes de darles una escolta de protección hasta Alemania. Mientras que Chateaubriant, Céline, Rebatet y Abel Bonnard se concentraban en torno a Laval Petain en Sigmaringen , Brasillach se entregó voluntariamente a la policia francesa menos de tres semanas después de la entrada del general De Gaulle. Fue ejecutado el 6 de Febrero de 1945. ” Hay algo más importante que la muerte”, le escribió Drieu a su amante en Agosto de 1944. “el orgullo. No quiero suplicar, no quiero esconderme, no deseo ir a Alemania y no quiero que me toquen manos sucias”. “Después de dos intentos de suicidio que no tuvieron éxito,logró,finalmente,quitarse la vida el 16 de Marzo de 1945. La nota necrológica de Sartre fue rigurosa y dura: “Habia deseado el fascísmo como sociedad cuando todo lo que necesitaba hacer era aplicarse a sí mismo reglas estrictas de conducta: queria eliminar el elemento humano en sí mísmo y en los otros transformando las sociedades humanas en hormigueros. Para este pesimísta , la llegada del fascísmo se correspondía con el suicidio de la humanidad” Sartre,el de las manos sucias.

  21. Bremaneur

    Historias oscuras, Gotigoti. Quizás le interese saber que Laval huyó de Francia e intentó refugiarse en España. Acabó siendo detenido y estuvo preso en Montjuich. Pablo Porta, militante del Seu, le iba a visitar por orden del gobernador, ya que sabía francés y podía darle conversación. Fue devuelto a Francia, donde le fusilaron después de que intentara suicidarse con una cápsula de cianuro caducado.

  22. Bremaneur

    Señores, hemos tenido el privilegio de asistir al momento en que una obsesión toma forma creativa. Asisto anonadado a este proceso fabuloso.***Pedro Rojas: “Perdonen mi ausencia. Sé que no soy digno de tan señalada página, pero aun así, culpable como me siento, os saludo.”…Venga, hombre, ¡¡pero si es usted el único al que tratamos de “don”!! Aquí, como diría Trapiello, nadie es más que nadie.Pensando, pensando… creo que lo único que echo de menos de Barcelons son los encantes. ¿Así que colecciona super8 familiares? Sorprendente. Yo tengo un ejem, ejem, vicio parecido: reúno toda la correspondencia que puedo y que se arroja a las playas de los rastros no sé con qué esperanzas vanas. Mi última adquisición fueron las cartas que una muchacha enamorada le enviaba a su novio Mermanol. Sólo por ese nombre merece la pena tenerlas. Las compré en el rastro de Zaragoza, siempre discreto y siempre sorprendente.De Ignacio Agustí compré algún ejemplar firmado por él en los Encantes (junto a un Gironella también dedicado, por cierto). No sé por qué creo que la firma está falsificada. Quizás porque ambos libros los compré a la vez y ambos están firmados con un rotulador grueso, aunque de diferente color, y a personas de cierta importancia (uno de ellos Carlos Sentís, creo recordar).No he leído nada de él excepto sus memorias, que también compré en los Encantes (dos euros), y que me parecieron entretenidísimas. Realmente buenas e interesantes.

  23. Rufián

    La última reseña de Gotigoti en la anterior entrada, con la aparición de nuevo de Drieu la Rochelle, nos vendrá muy bién cuando aparezca la segunda parte de esta silueta: el Masereel del Paris treintista y de los viajes a Moscu. Los días antifascistas del artista flamenco.Me apunto el libro que recomienda que no lo tengo. Gracias Gotigoti.Gongren. Muy bién vista la relación con las estampas de ciertos futuristas rusos, muy inspirados también éstos en su magnífica imaginería popular.El catalogo de la exposición que menciona es una joya. Fue gracias al IVAM de Carmen Alborch y Vicente Todolí como se dió a conocer de primera mano y en este país, la vanguardia rusa y lo mejor del arte de Vanguardia europeo de entreguerras. La lista de artistas y movimientos expuesta sería interminable.En los años de Bonet en el IVAM se planteó la posibilidad de hacer una exposición antologica de Masereel pero el proyecto pronto naufragó.El poema me gusta mucho. Es una canción, como le diría yo… ¿futurismo- pirata? Una bocanada de nihilismo encendido, otro rastro de carmín. Entrando por esa puerta nos encontramos frente al Gabinete del doctor Caligari pero también al Frans Masereel más gotico.

Los comentarios están cerrados.